Artritis Málaga Andalucía

La artritis usualmente esta relacionada al dolor, pero mejor conocida como una enfermedad que degenera las articulaciones debido a su constante inflamacion. Encuentra en este sitio los mejores reumatólogos y sus tratamientos en Málaga…

Gisela Diaz Cordoves Rego
952 228 714
Litoral 4 5ª 4º
Málaga, Andalucía
Especialidad
reumatologia

Esta Información es Proveída por
Clinica Quiron Malaga
952 175 030
Av. Imperio Argentina 1
Málaga, Andalucía
Especialidad
reumatologia

Esta Información es Proveída por
Hospital Internacional Xanit
952 443 119
Camino de Gilabert S/N
Benalmádena Costa, Andalucía
Especialidad
reumatologia

Esta Información es Proveída por
Miguel Angel Caracuel Ruiz
957 491 148
Av. Molinos Alta 3 2º 1ª
Córdoba, Andalucía
Especialidad
reumatologia

Esta Información es Proveída por
Gisela Diaz Cordoves Rego
952 228 714
Litoral 4 5ª 4º
Málaga, Andalucía
Especialidad
reumatologia

Esta Información es Proveída por
Isabel Galvez Torres
952 217 158
Álamos 18 1º B
Málaga, Andalucía
Especialidad
reumatologia

Esta Información es Proveída por
Gisela Diaz Cordoves Rego
952 381 084
De la Playa 22 1º D - Ur. Tres Caballos
Torremolinos, Andalucía
Especialidad
reumatologia

Esta Información es Proveída por
Isabel Galvez Torres
952 476 740
San Rafael 3 Bajo
Fuengirola, Andalucía
Especialidad
reumatologia

Esta Información es Proveída por
Hospital Internacional Xanit
952 443 119
Camino de Gilabert S/N
Benalmádena Costa, Andalucía
Especialidad
reumatologia

Esta Información es Proveída por
Larbi Boumedian Bouhia
954 282 917
Monte Carmelo 29 1º A
Sevilla, Andalucía
Especialidad
reumatologia

Esta Información es Proveída por
Esta Información es Proveída por

La artritis y el ejercicio

Si los dolores que te causa la artritis te vienen como anillo al dedo como excusa para que dejes de hacer ejercicio, he aquí algunas razones y sugerencias para que pongas tu cuerpo en movimiento y mantengas una vida más saludable. No dejes que la artritis te inmovilice.

Falta poco para que Mirta cumpla 70 años y por supuesto, ya tiene casi todo listo para la fiesta. Sólo un detalle le preocupa: le gustaría bailar aunque sea un ratito ese día pero es probable que no pueda hacerlo. Hace unos años, la artritis comenzó a desarrollarse en el cuerpo de Mirta.

Esta enfermedad de las articulaciones que genera dolor y rigidez, y hasta puede presentar inflamación, calor y enrojecimiento, hizo que -lentamente y casi sin darse cuenta- fuera eliminando los movimientos cotidianos de su rutina diaria.

La buena noticia es que puede hacer mucho para recuperar la movilidad perdida, y por qué no, volver a bailar aunque sea un poquito, posiblemente no en su propia fiesta pero sí en alguna próxima, luego de unos meses de ejercitar su cuerpo.

Es cierto que los dolores que genera la artritis suelen generar inactividad pero también es cierto que muchas veces el mismo dolor hace que te limites y dejes de hacer ciertos movimientos, simplemente porque crees que ya no puedes hacerlos.

El paso del tiempo, sumado a la enfermedad, no sólo no te permite bailar como en tus épocas de juventud, tampoco tienes fuerzas para caminar tanto como antes e incluso, hasta te cuesta mantenerte de pie durante más de una hora, mientras preparas una cena romántica o el almuerzo del domingo para disfrutar con la familia o los amigos.

Si eres de las personas que piensa (y siente) cosas similares, deja de preocuparte y ponte en acción: si haces ejercicio regularmente puedes devolverle fuerza a tus músculos, recuperar el movimiento y aliviar el dolor que te provoca la artritis. Por supuesto, no esperes volver a sentirte como a los 20, pero sí podrás volver a disfrutar más todas esas tareas cotidianas que te cuestan tanto trabajo actualmente.

Cuando Mirta tuvo que ponerse manos a la obra, nuevamente volvió el “no puedo”: porque cerca de donde vive no hay buenas profesoras de yoga ni de estiramiento, porque las inscripciones a esas clases son muy costosas o simplemente porque tiene artritis y no puede realizar ciertos movimientos.

Es posible que todo esto sea cierto pero en todas estas afirmaciones también hay algo de auto-sabotaje. En principio, no tienes que realizar movimientos que no puedas hacer, ya sea porque te duele o porque has perdido flexibilidad.

Por el contrario, cada vez que te propongas hacer ejercicio recuerda no sobre exigirte ni forzarte, tampoco deberías agitarte. La idea es que con el tiempo y con ejercicios suaves que no te generen dolor ni molestias, vayas recuperando la movilidad y tonificando los músculos.

Esto no sólo te permitirá volver a bailar, caminar varias cuadras y cocinar durante toda la mañana para luego levantarte varias veces para aten...

Haga click aquí para leer mas artículos de Vida y Salud