Centros de ginecologia Terrassa Cataluña

En este espacio web podras encontrar informacion acerca de centros de servicios de ginecologia y especialistas en el area Terrassa.

Policlinic Terrassa
937 888 445
Pz. Dr. Cadevall 2
Terrassa, Cataluña
Especialidad
obstetricia y ginecologia

Esta Información es Proveída por
Fernando Ayensa Pascual
937 334 054
Rambla Egara 311 1º 4ª
Terrassa, Cataluña
Especialidad
obstetricia y ginecologia

Esta Información es Proveída por
Eix Centre Sanitari
937 231 273
Av. Francesc Macià 68 Bajos
Sabadell, Cataluña
Especialidad
obstetricia y ginecologia

Esta Información es Proveída por
Centre Ginecologic Sabadell S.L. (Dr. Rombaut)
937 261 087
Alfonso XIII 54 1º
Sabadell, Cataluña
Especialidad
obstetricia y ginecologia

Esta Información es Proveída por
Galenus Centre De Salut
937 217 676
Av. Paisos Catalans 10 E
Sant Quirze del Vallès, Cataluña
Especialidad
obstetricia y ginecologia

Esta Información es Proveída por
Badia Segura Valenti
937885111
Cremat 0024
Terrassa, Cataluña

Esta Información es Proveída por
Hospital Mutua De Terrassa
937 365 044
Pz. Dr. Robert 5
Terrassa, Cataluña
Especialidad
obstetricia y ginecologia

Esta Información es Proveída por
Centro Medico Benviure
936 401 233
Benviure 7-9
Sabadell, Cataluña
Especialidad
obstetricia y ginecologia

Esta Información es Proveída por
Ergin
937 271 585
Sant Oleguer 50
Sabadell, Cataluña
Especialidad
obstetricia y ginecologia

Esta Información es Proveída por
Clinimedic Assistencial S.L.
937 216 262
Pje. Terra Alta 4-6 Bajos
Sant Quirze del Vallès, Cataluña
Especialidad
obstetricia y ginecologia

Esta Información es Proveída por
Esta Información es Proveída por

Lo que hay que considerar al elegir un lubricante vaginal

Si crees que necesitas un lubricante vaginal para mejorar tu relación sexual, revisa algunos elementos que deben tomarse en cuenta. La apariencia, el color, el olor, y el sabor puede confundirte y hasta causarte algunos problemas de salud. Las decisiones en cuestiones de sexualidad también requieren de ayuda profesional. Habla de sexo con tu doctor, no te avergüences.

Hace pocos días María vino a mi consultorio muy preocupada. Me comentó que, de un tiempo para acá, las relaciones sexuales con su esposo se habían tornado bastante dolorosas. En pocas palabras, ella no estaba disfrutando del sexo con su pareja debido al dolor al momento de la penetración. Esto la preocupaba bastante debido a que, en sus veinte años de matrimonio, sólo había tenido dolor al momento de iniciar su vida sexual, y al reiniciar las relaciones luego de los partos de sus tres hijos. El resto del tiempo las relaciones habían sido bastante placenteras.

María decidió buscar ayuda. Como sentía un poco de vergüenza al hablar sobre estos temas con su médico, ella decidió consultar a su mejor amiga. De inmediato, ella le dio la solución. Lo que la relación necesitaba era un poco de “picante”. La llevó de compras a una tienda de artículos sexuales y le sugirió algunos lubricantes vaginales. María escogió aquellos con nombre más llamativo, con olores y colores estimulantes. A la hora de utilizar los lubricantes vaginales, el resultado fue peor. Efectivamente, María le añadió el “picante” a su relación, pero los resultados no fueron nada agradables. Al realizar los exámenes de rigor encontramos que el lubricante utilizado a base de petróleo le había causado irritación en la vulva y una infección vaginal.

A la hora de escoger un lubricante vaginal ten en cuenta que existen varios tipos de lubricantes en el mercado. Los encontrarás a base de agua, aceite, petróleo o silicona. Aquellos que no son a base de agua pueden contribuir a albergar bacterias y producir infecciones e irritación posteriores. No te dejes guiar solamente por la apariencia de los productos. Lee las instrucciones y los ingredientes para saber qué le favorece a tu cuerpo.

Ten en cuenta algunos consejos a la hora de elegir un lubricante vaginal:

  • Recuerda que tus órganos genitales requieren un cuidado especial. No uses todos los productos disponibles en el mercado. Consulta con tu médico antes.
  • Usa sólo lubricantes vaginales hechos a base de agua.
  • Elige una farmacia en vez de un “sex shop” a la ho...

Haga click aquí para leer mas artículos de Vida y Salud

Tres razones importantes para hablar de tu vagina

Aunque la palabra “vagina” a muchas mujeres les haga ruborizarse, es hora de que empecemos a hablar de ella sin vergüenza. Un estudio reciente demostró que la mayoría de las mujeres saben muy poco sobre su vagina y cómo cuidarla. ¿Qué tanto sabemos y hacemos las mujeres latinas con respecto a nuestra salud vaginal?

Si sientes que sabes poco, no te preocupes pues no eres la única. Cuando quieren hablar de su vagina, muchas mujeres dicen “allá abajo” o le ponen nombres graciosos y algunas veces vulgares. Y cuando quieren hablar de su período, dicen “esos días”. Eso es una muestra de que aún tenemos mucho por descubrir sobre nuestra vagina, y muchos tabúes por romper. ¿Porqué le tememos tanto a mencionar por su nombre las diferentes partes y manifestaciones de nuestro aparato sexual reproductivo?

En un estudio realizado en línea en agosto de 2009 por Harris Interactive para una compañía que fabrica productos de higiene femenina, se entrevistaron 1607 mujeres en Norte América para conocer lo que saben y lo que hacen con respecto a su cuidado vaginal. En el estudio se encontraban también 208 mujeres latinas.

Lo interesante es que la mayoría de las mujeres entrevistadas dijeron que no les gusta la manera como se maneja el tema de nuestra salud vaginal en la sociedad. Por ejemplo, es más común hablar del aparato reproductivo del hombre abiertamente que del de las mujeres. Cuando se habla de la impotencia o disfunción sexual masculina nadie se sonroja, pero cuando se te cae el paquete de toallas higiénicas en medio de la oficina, quisieras gritar “¡trágame tierra!”.

Y las latinas estamos en el grupo de las que queremos romper con estos tabúes, pues el 73% de las latinas entrevistadas expresó que les gustaría que se empezara a hablar de estos temas abiertamente. El problema parece ser que aún no nos atrevemos a hacerlo, pues el 43% de las latinas dijo que aún no se sentían preparadas para empezar a hablar de su salud vaginal con naturalidad.

¿Porqué? El sentimiento de vergüenza sigue siendo muy fuerte y, al parecer, las mujeres que hablan abiertamente de su vagina son consideradas como promiscuas o vulgares. Más de la mitad (57%) de las latinas piensan que su salud vaginal es un asunto privado. Y el 25% reconoció que no se atrevían a hablar de este tema ni con sus amigas, y mucho menos con sus padres.

Además, cuando se habla de la vagina, las mismas mujeres convertimos el tema en algo informal o burlón. Por ejemplo, casi la mitad (48%) aceptó que prefieren referirse a su vagina usando jerga o palabras vulgares, que llamándola por su nombre real. Si te estás riendo en este momento, es porque tú también usas algún nombre gracioso.

¿Y por qué es tan importante que empecemos a hablar de una forma diferente sobre la salud vaginal? Te doy tres razones fuertes para que te convenzas.

La primera es que el silencio y el tabú sobre este tema han llevado a que todavía exista mucha confusión sobre nuestra salud sexual y los cuidados que debemos...

Haga click aquí para leer mas artículos de Vida y Salud